Brasil marca récord de muertes en una semana por Covid-19


Brasil rompió el lunes un nuevo récord de la pandemia, al promediar más de 2.600 muertes diarias por la Covid-19 en la última semana.

Tras el fin de semana más letal de la pandemia, el promedio de muertes en Brasil calculado en siete días fue de 2.634 fallecidos por coronavirus, siendo la cifra más grande desde que comenzó la pandemia en marzo de 2020.

El país suramericano suma 13 días con un promedio por encima de los 2.000 muertos por día.

En relación al promedio de contagios diarios el numeró es de 75.156; la última semana fue la de mayor número de contagiados con 540.000 casos confirmados. A su vez, también fue la semana más letal al sumar 17.798 decesos.

www.Villavoalreves.co  

Según el último balance del Consejo Nacional de Secretarios de Salud (Conass) en el último día se reportaron 38.927 contagios y 1.660 muertes por la Covid-19, elevando las cifra de casos a 12’573.615 y la de decesos a 313.866.

Más de un tercio de las muertes por virus en el mundo durante la última semana se han producido en el país suramericano. Desde principios del 2021, la situación del coronavirus en Brasil se ha agudizado, en parte debido a la aparición de una nueva cepa de coronavirus y la falta de una política nacional para hacer frente a la pandemia.

En la última semana, el número de muertos en el país superó las muertes combinadas de los otros cuatro países más afectados por el virus (16.031): Estados Unidos, México, Italia y Rusia. Ante el agravamiento de la pandemia, el Conass pidió ayuda a la Organización Mundial de la Salud (OMS) ante el creciente déficit que se registra de vacunas antiCovid-19 en Brasil y América Latina.

La entidad solicitó a través de una carta vacunas en la cual defiende que se priorice al gigante suramericano y a la región ante la alta cifra de muertes a causa del virus.

A la fecha se han aplicado alrededor de 20’000.000 de dosis, según datos de los departamentos estatales. Este número es total e incluye la primera y la segunda dosis, con el 9.73 % de los brasileños recibiendo la primera y el 2.97 % la segunda.