Pilas: este parqueadero de Villavicencio estaría alterando la seguridad de los vehículos sin el consentimiento de sus propietarios

El caso que se presentó hace un par de días en la ciudad de Villavicencio, fue denunciado por Fernando Betancourt, quién asegura que en el parqueadero Super-Veloce, ubicado junto a la Gobernación del Meta, vulneran la seguridad de los vehículos cuando su propietario no deja ni las llaves ni autorización para ello; además, la víctima asegura que cuando se disponía a grabar lo sucedido, los dueños del establecimiento le hurtaron su celular iPhone 13 Pro Max, esto, con el objetivo de destruir la evidencia.

Betancourt interpuso la denuncia el pasado 28 de octubre ante la Fiscalía, donde responsabiliza al señor Debby Fithgerald Torres Quintero y su madre Ovelis Quintero, propietarios del parqueadero. La victima manifiesta que dejó su vehículo en dicho parqueadero y al regresar, un par de horas más tarde, lo encontró abierto, con la alarma activada y en una posición de parqueo diferente.

www.Villavoalreves.co

“No había dejado las llaves. El carro tenía la alarma encendida, no estaba bloqueado. El vehículo solo se bloquea o abre con el control de mando que tiene la llave”, dice Betancourt.

A propósito, recuerda que semanas atrás presenció cómo Debby abrió un carro con una ganzúa de aire porque la propietaria lo dejó atravesado. En esa ocasión habría resultado afectada la palanca de cambio del automotor.

Ante la situación, dice, procedió a reclamar por el hecho y grabar con su celular el estado en el que había encontrado el vehículo, lo que habría causado molestia en los denunciados, a su vez, en una agresión que termina en el hurto del equipo móvil, avaluado en $6’200.000

“Debby Fithgerald Torres Quintero se avalanza a golpearme, al mismo tiempo que la mamá, quien además gritaba y hacía uso de su investidura como juez de paz. Procedí a resguardarme, se cae mi celular, Debby lo recoge y se lo lleva para acceder a la grabación pero al darse cuenta que estaba bloqueado, lo estrella contra el piso, luego lo recoge, se lo echa al bolsillo y abandona el parqueadero”, se lee en el documento.

El afectado recalca que en conversación con Hasbleidy Torres Quintero, hermana del denunciado por hurto y administradora del establecimiento, se acordó la devolución del equipo móvil esa misma tarde, sin embargo, nunca ocurrió.

Hasta al momento, las denuncias avanzan en su trámite y se espera que las autoridades tomen cartas en el asunto frente a este actuar ilegal que perjudica a los propietarios de los vehículos.